viernes, 12 de diciembre de 2014

LA MAGIA DEL ITALIANO



Como ya apuntamos en el post titulado: “los idiomas más demandados actualmente”, el inglés y el alemán, sin dudarlo, son considerados como herramienta indispensable a la hora de encontrar trabajo y, por supuesto, a la hora de viajar, conocer diferentes lugares y poder entenderte con los habitantes de la zona.

Pues bien, existen otros idiomas que también nos pueden servir como instrumento de entendimiento en lugares remotos donde uno nunca piensa que los puede llegar a utilizar. Si alguna vez viajáis a Eslovenia descubriréis que, en un pequeño pueblo acurrucado entre sus verdes y frondosas montañas, los lugareños utilizan, como idioma extranjero, nada más y nada menos que el italiano, ejemplarizando así la información de un artículo del diario ABC donde apuntaba que el italiano, además de ser el idioma oficial de Italia, Suiza, San Marino y el Vaticano, también se habla en multitud de lugares donde es utilizado como su segundo idioma. Si bien esto es cierto para el italiano no lo es menos para cualquier lengua de una antigua potencia colonial europea, como es el portugués, holandés, francés y, por supuesto, el español. Idiomas con una amplia difusión por todo el globo. ¿Magia? Sí. Es increíble descubrir como personas de avanzada edad que siempre han vivido en estas aldeas de las montañas de Eslovenia, cuentan con un manejo casi perfecto del italiano como segundo idioma.

¿Queréis más magia? Tres palabras: amor, seducción y atractivo. Si algo resulta mágico del italiano es, sin duda, su acento, pues está considerado como el idioma más atractivo a nuestros oídos. Según un estudio realizado en el Reino Unido entre usuarios de un portal líder en reservas hoteleras como es Hoteles.com, el acento italiano estaría valorado como el primer acento más atractivo del mundo con un 20% de los votos, muy seguido del español con un 13%. No podemos negar que bien podría hacerse referencia a él como la lengua romántica por excelencia. El Responsable de Relaciones Públicas de hoteles.com apuntó que “los italianos son conocidos por su pasión, por lo que no es de extrañar que los británicos encuentren su acento el más atractivo del mundo”. Y es más que evidente que son los mejores embajadores para transmitir esta “magia del italiano”.

Si lo pensamos bien, muchas son las expresiones y palabras italianas que utilizamos en nuestro día a día, como “ciao”, “bambino”, “amore”, “grazie”, etc... Expresiones y palabras que, por norma general, se utilizan en contextos relajados, cariñosos, con personas a las que queremos transmitirles nuestro afecto y referirnos a ellos con dulzura.

¿Más magia? Quizás por la similitud con el español, es un idioma que no da “pereza” conocer ni estudiar. A la gente le provoca simpatía y curiosidad y comienzan a estudiarlo con ganas e interés por lo que bien podríamos afirmar que son muchas las personas que tienen conocimiento y nociones básicas de este idioma; cosa que no sucede con lenguas como el alemán o el chino, entre otras. Aunque no es un idioma de “primera necesidad” sí está siempre ofertado como estudio en escuelas de idiomas o imprescindible en servicios de traducción directa o inversa o de interpretación en agencias de traducción, como por ejemplo, Traducland.

No podemos obviar que esta “magia” no sería tal si no asociáramos este idioma con escenarios únicos y románticos como pueden ser la Fontana di Trevi, el Coliseo, Venecia, el Lago del Como, la Toscana, o Roma, también conocida como “la ciudad del amor”. Lugares que inspiran amor, seducción, romanticismo y que nos empujan a rescatar de nuestro subconsciente todo el vocabulario italiano con el que contamos y que consideramos imprescindible para mantener la “magia” del país de la bota y todo lo que alberga.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada